Hacer un buen ensayo. Por ejemplo sobre videoarte.

Posted on 25 febrero 2013. Filed under: Sin categoría |

Hacer un ensayo es redactar un texto para un público especializado en el tema. No se trata de una tarea de colegio donde un estudiante copia y pega las ideas que encuentra en internet para luego con algunas frases propias intentar convencer al profesor de que efectivamente se hizo el mandado. Cuando escribimos un ensayo procuramos hacer un aporte al conocimiento en esa disciplina específica donde se inscribe el tema de nuestro escrito y para ello debemos tener la madurez de un profesional que se interesa verdaderamente por conocer a fondo una problemática para darle una solución eficiente a través de sus palabras.

Como pautas para un buen ensayo tenemos que trabajar en tres partes diferenciadas pero relacionadas simbióticamente a través de conceptos y argumentos: la fundamentación, la confrontación y la conclusión.

En la fundamentación debemos conceptuar las palabras claves de nuestro discurso. Para reconocer cuáles palabras son fundamentales en su ensayo es importante formular una pregunta que guíe la dirección de su lógica y evite las distracciones narrativas. Si por ejemplo nos hemos preguntado “¿qué es videoarte?” debemos diferenciar al video de otras tecnologías y al arte de otras intenciones en el uso del lenguaje; para ello debemos revisar distintas fuentes: las primarias, consultando el tema con expertos en la materia u observando videos premiados en festivales por su visible (algo en lo que podemos creer sin dudar) sentido artístico; y secundarias como libros , artículos de revistas especializadas y artículos de internet cuyo aporte a las artes sea significativo. Es importante aclarar que estas fuentes no son las únicas y que no se quiere brindar un listado de donde seleccionar la que me quede más fácil, se trata de revisar todas y otras más para tener varias perspectivas cuyas palabras no vamos a copiar sino a organizar de un modo coherente: presentando un contexto donde los tiempos, los espacios y los conceptos nos presenten un estado académico sobre el tema que vamos a tratar.

En la confrontación debemos observar las posibles conexiones entre un concepto y otro, lo cual se logra desde el reconocimiento profundo de su esencia, es decir, de cada una de las características necesarias y suficientes que lo hacen distinto a cualquier sinónimo. Estas conexiones se establecen desde lo general, teniendo en cuenta el contexto redactado en la etapa de fundamentación; se encamina por lo particular construyendo una estructura discursiva similar a la de las columnas, vigas y planchas de un edificio en obra negra; y finalmente se dirige hacia la el afianzamiento de una relación lógica que describiremos en la conclusión. Nuevamente en el caso de un ensayo sobre videoarte, es conveniente hacer notar que aquellas habilidades adquiridas a través del conocimiento teórico y el manejo práctico de la cámara y otros dispositivos digitales, configuran nuestras aptitudes para otorgarle un uso sensato a la tecnología video; mientras que las habilidades desarrolladas mediante la aplicación y superación de las normas de composición con base en la sabiduría, la fortaleza y la templanza para proponer la articulación de un lenguaje con imágenes y sonidos que llegue más allá de los límites comerciales a los que estamos acostumbrados, dan forma a nuestra actitud para brindarle un significado poético a la expresión estética.

En la conclusión debemos concretar una respuesta al interrogante que dio origen a nuestro reto. Pero si realmente deseamos darle consistencia a nuestro trabajo, dicha respuesta debe contener los conceptos definidos en la fundamentación y aquellos discutidos en la confrontación. Esto garantiza que todos los esfuerzos mentales y de redacción que pusimos en marcha en las dos etapas anteriores tengan un propósito claro y justificado. De nuevo en nuestro ejemplo yo puedo decir que el videoarte es el sentido artístico que se le da al uso del lenguaje a través de la tecnología video; este sentido es el resultado de sumar las aptitudes tecnológicas del videasta, con las aptitudes virtuosas y poéticamente expresivas del artista.

Make a Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: